Los Estados Unidos y Nicaragua

Entrevista con el escritor y activista por la Paz, veterano de la guerra estadounidense contra Viet Nam,  S. Brian Willson. 20 de agosto 2020

 
Tortilla con Sal: Estamos aquí con Brian Willson, veterano de Viet Nam y antiguo abogado criminalista. Brian ha escrito extensamente sobre el imperialismo de EE.UU. y sus efectos en todo el mundo. Lo que a la gente nicaragüense le interesa más que nada en este momento, Brian, es lo que está sucediendo en los Estados Unidos como resultado del asesinato el 25 de mayo de George Floyd. ¿Qué opinas de eso?

Brian Willson: Bueno, creo que ese vídeo de 8 minutos y 46 segundos se centró en ese policía con la rodilla en el cuello de George Floyd y con su mano en el bolsillo mientras miraba a la cámara. Creo que esa imagen finalmente reveló, de manera visceral, 400 años de excepcionalismo blanco de una manera que la gente podía sentir, de manera visceral, que esto es lo que había estado sufriendo a través de toda nuestra historia en los Estados Unidos y antes de que se convirtiera en los Estados Unidos. Expuso la falsa identidad de la supremacía blanca de una manera que nunca antes se había podido hacer como lo hizo ese video.

Y de alguna manera cambió toda la cultura. Afectó a todo el mundo, no sólo en los Estados Unidos sino en el mundo entero. Estas manifestaciones contra la violencia policial están ocurriendo en todo el mundo, no sólo en los Estados Unidos. Ahora, soy un hombre blanco, y debido a eso he sido privilegiado, pero en Viet Nam descubrí que ese privilegio se había convertido en una discapacidad, porque me había hecho en cierto modo, estúpido. Me había dejado tan cómodo en un sentido que no necesitaba hacer preguntas serias, penetrantes y críticas sobre la guerra, o sobre mi propia historia. Pero llegó un momento en Viet Nam en el que me di cuenta de que estaba viviendo con una identidad falsa que estaba interfiriendo en mi capacidad de ver las cosas con claridad, pensar con claridad y operar de una manera que me representaba de verdad como un ser humano, la manera en que yo pensaba que quería ser como un ser humano.

Así que lo que sucedió el 25 de mayo creo que fue como un rayo que pegó a los corazones y las mentes de prácticamente todo el mundo en los Estados Unidos y en todo el mundo, incluyendo a los supremacistas blancos que ahora saben que su falsa identidad ha sido expuesta y eso los hace más violentos. Esto lo sé por experiencia, porque cuando perdí mi falsa identidad en Viet Nam, quería suicidarme. Tomé mi propia pistola y me la puse en la cabeza porque había estado viviendo una mentira y ¿cómo es eso... cómo es posible? Que todo lo que me habían enseñado en la escuela, en la iglesia, en casa, en la comunidad, no era cierto...

Esa es una revelación asombrosa que hay que enfrentar y que tiene enormes repercusiones emocionales... de no valer nada, de la vergüenza, la vergüenza es algo que me di cuenta que mi sociedad nunca había experimentado después de los genocidios contra los indígenas y los negros. Y si no puedes sentir la vergüenza, no puedes crecer. Tu desarrollo se detiene porque no encuentras tu empatía. La empatía es fundamental para poder ser humano, para estar en una sociedad colectiva. Así que a partir de esa experiencia sentí que lo que pasó en mayo y sigue pasando en Portland, por ejemplo, donde viví durante 12 años y donde todavía tengo un hogar...  Creo que están en su 86º día de haber estado todos los días en protesta contra la violencia policial. Y muchas otras ciudades lo mismo, sólo que no es tan intenso como en Portland.

Creo que hay varios policías en Seattle que han abandonado su trabajo porque dicen que no podemos hacer esto todas las noches, que no podemos soportar estas protestas contra la brutalidad policial. Estos jóvenes, los jóvenes que están liderando estas protestas en Portland y en otros lugares, ellas y ellos saben que no tienen futuro en los Estados Unidos, saben que las protestas y la Primera Enmienda no significan nada, porque si vas a decir algo que es realmente conmovedor sobre la sociedad, eso no está protegido. Si vas a hablar de la brutalidad policial, decirlo no está protegido porque la brutalidad policial ha sido la norma para toda la sociedad en toda nuestra historia porque los policías se diseñaron para proteger la propiedad privada.


TcS: ¿Podría hablar un poco sobre el desarrollo histórico de la policía en los Estados Unidos y cómo eso llevó a lo que pasó el 25 de mayo?

Brian : Bueno el concepto de la policía, aún antes de la palabra policía, cuando tenían guardias o Pinkertons, fueron contratados para preservar la propiedad de los propietarios y por supuesto originalmente los propietarios poseían seres humanos llamados esclavos. Así que la versión original del sistema de policía era para vigilar a los seres humanos, lo que significa que si te escapas, vamos a ir a buscarte, te mataremos si es necesario, pero sin duda te llevaremos de vuelta a tu amo esclavista. 

Después de la guerra civil, básicamente la servidumbre asalariada reemplazó a la esclavitud como tal y así tuvimos el rápido desarrollo de las fábricas industriales y los capitalistas ladrones. Todos tenían su policía privada, originalmente, para mantener el orden en sus fábricas y si había alguna actividad sindical, por supuesto, fue inmediatamente reprimida y la historia de los Estados Unidos es que allí más de 800 organizadores de sindicatos han sido asesinados, más que en cualquier otro país prácticamente.  Así que desde la década de 1860 hasta la de 1930 la policía estuvo protegiendo principalmente las minas de carbón, las minas de oro, las fábricas industriales.

Entonces había gente en las ciudades que decía "bueno, tal vez necesitamos proteger nuestros residenciales" por lo que contrataron a policías uniformados pagados por el estado. Luego los policías formaron sindicatos y los jefes de los sindicatos de todos los departamentos de policía de los Estados Unidos son pagados por el presupuesto de la policía pública. Así que en cierto sentido la rendición de cuentas de la policía se ve prácticamente neutralizada porque los sindicatos de policías son financiados por el público ya que los salarios de los jefes de sus sindicatos son pagados de los fondos públicos para la policía.

Entonces, a partir de finales de los años '60s se empezó el desarrollo de los equipos SWAT.Estos eran grupos de súper policías, fuertemente armados, enmascarados, con escudos corporales y se ocupaban de reprimir los levantamientos negros en las ciudades, y especialmente a reprimir a los Panteras Negras. 

TcS: ¿Diría usted que durante los años '60s fue el momento en que la policía de los Estados Unidos comenzó a ser seriamente militarizada?

Brian: Sí. Y después de eso el Congreso de los Estados Unidos aprobó varios proyectos de ley que autorizan a los militares, al Departamento de Defensa, mejor dicho al Departamento de Ofensa, a dar a los departamentos de policía de todo el país, gratis, vehículos blindados de transporte de personal, jeeps, incluso tanques. Así que ahora tenemos una policía totalmente militarizada, incluso en pequeñas ciudades como Chattanooga, Tennessee. Todos los cuerpos de policía están militarizados. De hecho, cada vez más ahora cuando la policía se presenta a una manifestación, la propia policía es la provocadora de los levantamientos porque son como marcianos.

Están vestidos de negro de pies a cabeza de manera que no se pueden ver ni siquiera las caras, ni placas, ni identificación. Y ahora en Portland, durante 85 o 90 días seguidos, la policía ya no usa etiqueta de nombre. Usan varios tipos de proyectiles, todos los días, todas las noches... granadas de concusión, gas lacrimógeno, balas de goma que en realidad son de metal pero con una capa de goma que cubre el metal. Ha habido varias docenas de personas gravemente heridas por la policía.


TcS: ¿Ha muerto algún policía en Portland?

Brian: No se ha matado a ningún policía hasta ahora. Los matones federales han estado allí. Estos matones federales de Trump llegaron a Portland a principios de julio. Y duraron unas tres semanas y luego se dieron cuenta de que, bueno, esto podría seguir para siempre y la gente estaba diciendo que esos matones eran tan brutales y que ellos estaban creando la violencia. Bueno, se fueron y la policía de Portland es peor. De hecho son peores.

TcS : Usted es miembro de Veteranos por la Paz y uno de sus colegas en el movimiento de Veteranos por la Paz, Mike Hastie, fue asaltado por la policía de Portland, ¿no cierto?

Brian: Sí. Ha sido atacado dos veces. Era médico en Vietnam. Ha estado en el movimiento por la paz durante al menos 20 años. Y es un fotoperiodista, así que siempre tiene dos cámaras con dos lentes diferentes y es rápido para ir de una cámara a la otra, dependiendo de qué tipo de toma quiere. Cada noche ha tomado fotos increíbles de lo que está sucediendo. Estaba hablando... esto fue con los matones federales, antes de que se fueran, estaba hablando con ellos de cerca, unos 8 de ellos. No puedes ver sus caras. No puedes ver sus etiquetas de nombre porque no tienen etiqueta de nombre, o las tienen cubiertas.

Les decía que esto era como Vietnam y que "en Vietnam cometíamos atrocidades todos los días, todos los días cometíamos atrocidades en Vietnam y ustedes están haciendo lo mismo con el pueblo de Portland". Y entonces, de repente, en el lado izquierdo de su cuerpo, uno de estos matones, a unos 30 centímetros de su cara le roció de frente con gas lacrimógeno, y le arrancó sus lentes. Pero él siguió hablando, siguió diciendo "atrocidades, esto es de lo que se trata, atrocidades, atrocidades, atrocidades, ¿entiendes? No lo sabes, de esto se trata..." y luego se fueron y los médicos del movimiento de paz le ayudaron a lavarse los ojos. No pudo ver durante un día y medio.

Y luego, una semana o dos después de eso, estaba tomando foto de cerca de la policía de Portland. Les encanta usar sus porras. Después de usar el gas lacrimógeno, después de usar las granadas de concusión cuando la gente está tosiendo, ahogándose y agachada, vienen y te golpean una y otra vez. Y él los estaba filmando haciendo eso y la policía en masa se abalanzó sobre él y varias otras personas que también estaban tomando fotos y los tiraron al suelo y varios policías le aplastaron la cara con los pies justo cuando estaba en el suelo sosteniendo sus cámaras, tratando de proteger sus cámaras. No se fracturó el cráneo, pero sí se le dio una lesión muy grave en el ojo derecho.

Otras personas, por cierto, han tenido los cráneos fracturados por las balas de goma, entrando en el cráneo. Una bala de goma sigue siendo una bala de metal aunque encubierto con goma en el exterior y puede penetrar en el cerebro y paralizarte y la herida no es operable. Vi esto en Cisjordania cuando estuve allí y vi las balas de goma en el cerebro de la gente. Fui al hospital a ver las radiografías.

Así que estas manifestaciones están ocurriendo por todo Estados Unidos. Portland es el punto de inflamación y los jóvenes... bueno, hay madres que están ahí en las protestas todas juntas con camisas amarillas. Hay veteranos de guerra que están ahí en las protestas con camisa de otro color y luego hay gente con sopladores de hojas, que empujan el gas lacrimógeno de vuelta a la policía, por lo que tienen un montón de sopladores de hojas ahora. Y los jóvenes que están en el frente de batalla, parecen gladiadores. Tienen protectores de pecho. Tienen espinilleras. Tienen protectores de riñón alrededor de su sección media. Tienen cascos. Tienen máscaras de gas. Están ahí para recibir los golpes. Todas las noches.

Y esta gente sabe que hay 50 millones de personas sin empleo en los Estados Unidos ahora mismo. Hay 40 millones de personas a punto de ser desalojadas porque no pueden pagar el alquiler. No hay futuro para estos jóvenes. La mitad de las pequeñas empresas nunca volverán a abrir. El gobierno de los Estados Unidos no hace nada para ayudarlos y mientras tanto las diez personas más ricas del mundo, los multimillonarios, los diez multimillonarios más ricos, poseen ahora entre sí, 1,1 mil mil millones de dólares, mientras que cada vez más personas quedan sin hogar, cada vez más personas quedan sin trabajo.

Y estos jóvenes saben que esta es nuestra última batalla. No hay nada más para nosotros. El gobierno está manipulado. La política está amañada. No es que están rotas. Están bien arregladas. Arregladas a favor de los ricos. Y nosotros lo sabemos. Ahora lo sabemos. Y ese video del 25 de mayo de la rodilla del policía en el cuello de George Floyd realmente desató una especie de energía visceral que no puede ser detenida. No es posible detenerla porque está tan claro, tanto emocional como intelectualmente, que esta sociedad siempre ha sido así para cualquiera que no sea de la clase media y blanca. Y la clase media blanca sólo ha sido predominante desde la Segunda Guerra Mundial durante unos 25 años. Así que saben que se está acabado. Básicamente es el fin para los Estados Unidos. No hay más normalidad.


TcS: Brian, tú estuviste aquí durante el intento fallido de golpe de estado en 2018, así que estabas muy consciente de lo que estaba pasando aquí durante ese tiempo. ¿Es posible, o justo, pedirte que ofrezcas algún tipo de comparación, o contraste tal vez, entre lo que estaba pasando aquí en Nicaragua durante abril a julio de 2018 y lo que has estado presenciando y aprendiendo de parte de tus amistades en Portland?

Brian: Bueno, me estaba preparando para ir al hospital ese 18 de abril. Todavía estaba en casa esperando la fecha de mi operación. Cuando se supo el 18 que supuestamente la policía había masacrado a los estudiantes, esa noticia llegó el 18. No era cierto, pero se anunció en las noticias del Canal 63 y del Canal 10, Canal 12 y le dije a Ulda, mi compañera, "no hay forma de que la policía nicaragüense haya masacrado a los estudiantes a menos que le disparen a la policía". Simplemente no sucedería. No habría motivo para que la policía nicaragüense disparara a los estudiantes.

Y luego, el 20 y el 22, el 23, hubo múltiples ataques violentos en 8 ciudades diferentes de Nicaragua. Y me dije que esto ha sido inventado con mentiras, aunque sí alguna gente ha muerto pero la descripción y la narración alrededor de lo que está pasando no es lo que realmente está pasando y la brutalidad de la oposición en Nicaragua fue grotesca. Se filmaban a sí mismos y ponían las imágenes en Facebook. No utilizo esos otros como Twitter o Instagram y así sucesivamente. Sólo uso Facebook, lo cual es suficiente malo.

Y estaban mostrando, supongo que para asustar al pueblo nicaragüense, que esto es lo que te va a pasar si no te unes a nosotros. Pensé y le dije a mi compañera Ulda, este tipo de pensamiento que tiene la gente de la oposición, es un lavado de cerebro de parte de personas de los Estados Unidos. Porque este es el tipo de cosas en que la Fundación Nacional para la Democracia (NED) y la CIA y USAID especializan, ellos pensarían en cosas como esta. Porque solamente saben destruir y engañar. En Portland la policía sigue diciendo que lo que la gente dice sobre el comportamiento de la policía, la brutalidad policial no es verdad, y sin embargo todo ha sido filmado y captado en cámara y el actuar de la policía es grotesco.

Así que cualquiera en Nicaragua que todavía escuche sus órdenes de los EE.UU., entonces se sabe que tiene una agenda de destrucción, no de construcción. Así que me temo que el dinero habla y soborna a la gente y por cierto algo que no mencioné es que hay provocadores en Portland, pagados por la policía para causar... ...para cometer crímenes para justificar que la policía actúe con aún más represión. Algunos policías han sido atrapados saqueando e incendiando y rompiendo ventanas.


TcS: Suena muy similar a los acontecimientos en Chile.

Brian: Así que algo ha sucedido en los Estados Unidos que no se puede revertir. No es sólo el virus, en relación a que los Estados Unidos es el peor caso para responder al virus en el mundo, en parte porque el excepcionalismo blanco hace que la gente en los Estados Unidos piense que es invencible. Esta es una enfermedad, una enfermedad, que infesta toda la cultura. No estaban preparados para el virus y como dijo el Presidente, cree que simplemente va a desaparecer, no va a ser un gran problema. Así que, de cierto modo, el virus, la brutalidad policial y Trump, van regalando a la nación una mirada real a la verdad de la cultura norteamericana, la cultura estadounidense, sin maquillaje alguno.

Se ha quitado el disfraz. El virus está arruinando la economía. La brutalidad policial es tan obvia y las y los jóvenes saben que no hay futuro. Y ahora tienes las convenciones Republicanas y Demócratas pasando como el teatro del absurdo, tratando de distraer a la gente del hecho de que todavía gastamos US$1.25 mil mil millones de dólares al año en gastos militares por el mundo entero y no queda nada para las necesidades en casa. Es una locura.


TcS: Una de las cosas sobre el movimiento de base en Portland, Brian, es que están muy conscientes de la realidad más amplia de la política y la cultura de los Estados Unidos y quieren cambiarla. Una de las cosas de las que han estado hablando mucho es cómo desarrollar una policía más basada en la comunidad y cómo reemplazar la actual cultura policial, como por ejemplo este movimiento para desfinanciar a la policía, creo que lo llaman. ¿Crees que Nicaragua tiene algo que ofrecer a la gente de Portland a modo de ejemplo que podrían tratar de establecer y seguir?

Brian: Bueno, creo que la policía comunitaria requiere de confianza por parte de la población hacia el gobierno, una confianza básica. En los Estados Unidos no hay absolutamente ninguna confianza en el gobierno. No hay confianza en los medios de comunicación. No hay confianza en el sistema de salud porque no hay realmente un sistema de salud pública. Es un sistema privado que tiene algunos componentes públicos, pero de ninguna manera una garantía de poder recibir la atención médica. Así que "Desfinanciar  a la policía" y "Desfinanciar a los militares" son ambos eslóganes muy apropiados, pero en mi opinión no se van a lograr a través de la votación o la legislación.

Si se va a lograr, será porque la gente se queda en las calles indefinidamente durante meses y meses y meses y meses hasta que haya algún espacio para una conversación sobre la destrucción del capitalismo y el lucro, de un sistema económico diseñado para asegurar el lucro en lugar de un sistema que asegura las necesidades del pueblo. No veo ningún futuro en la legislación, en otras palabras, a través del sistema político o a través de la votación en el sistema político, ya que la votación en sí mismo es un sistema amañado.

Pero esto significa que la gente tiene que estar en las calles y la cuestión es si la gente tiene la ideología de solidaridad con otras personas en todo el mundo y suficiente tenacidad y suficiente estrategia y disciplina para permanecer en las calles indefinidamente en todo el país. Y hay gente en las calles incluso en Chattanooga y Memphis, Tennessee. No es sólo en Portland. Portland tiene muchos activistas que viven en Portland. Es una ciudad blanca. Es predominantemente una ciudad blanca. Pero su lema ahora es Black Lives Matter.

Así que los jóvenes saben que todas nuestras vidas ahora están impactadas por el colapso del capitalismo, que el virus ha mostrado, que la brutalidad policial ha mostrado, como el Presidente Trump ha mostrado. El Presidente Trump realmente ha revelado la verdadera naturaleza de nuestra cultura, de la cultura de los Estados Unidos.


TcS: ¿Y usted cree que hay una posibilidad de que a nivel estatal o tal vez a nivel de la comunidad se pueda construir un movimiento para la policía comunitaria? Porque aquí en Nicaragua la policía comunitaria se enfoca en la juventud y tratan a los jóvenes, ven a los jóvenes que cometen delitos no como delincuentes sino como "jóvenes en riesgo". ¿Cree que hay alguna posibilidad de que esa cultura se arraigue y se desarrolle, aunque sea de forma limitada, en un lugar u otro de los EE.UU.?

Brian: Es posible, pero en realidad lo que está sucediendo significa que tiene que haber un cambio total en la conciencia de la cultura. Nada va a funcionar ahora sin un cambio. Es por eso que la explosión de empatía causado por la rodilla en el cuello, esa rodilla está en todos nuestros cuellos ahora. Es que metafóricamente pienso en cómo la gente lo está viviendo. "¡Púchica! ¡Todos tenemos esa rodilla en el cuello! Ha estado sobre nosotros todo el tiempo pero fingíamos que éramos supremos por ser blancos..." Y eso ya desapareció.

Así que creo que es muy probable que surjan nuevos modelos de biorregionalismo en los que las secciones del país que tienen un buen suelo fértil y suficiente lluvia creen economías locales sin cadenas de abastecimiento, sin largas cadenas de abastecimiento. Eso sería lo que yo llamaría un modelo indígena o un modelo de la época neolítica temprana. Pero sería un modelo local. Se trata de la desdolarización y la desglobalización en una comunidad más local en la que la familiaridad es el principal mecanismo de responsabilidad, no la ley, sino la familiaridad.

Creo que es algo que lógicamente evolucionaría de la calamidad del capitalismo que, en lo que a mí respecta ahora, nunca se va a recuperar. Afortunadamente. Es un sistema terriblemente destructivo. Y sabes que el pueblo iroqués fue destruido en gran medida por George Washington durante los años 1770 y 1780 durante la guerra revolucionaria. Resulta que yo nací en una zona que antes había sido territorio iroqués. Los jefes iroqueses en 1790 calificaron a George Washington, que fue el primer presidente electo, como nosotros lo llamamos. Ellos lo llamaron el ‘Destructor del Pueblo’ porque destruyó todas las aldeas iroquesas hasta las cenizas, una de las cuales era lo que ahora es mi pueblo.

Yo nací en Ginebra, Nueva York, que anteriormente se llamaba Kanadesaga. Y creo que Estados Unidos siempre ha sido el Destructor de Pueblos. Así es como nos formamos como nación. Robamos la tierra a los indígenas. Robamos la mano de obra a los africanos. Y nos llamamos a nosotros mismos excepcionales. Y hemos jugado este juego con nosotros mismos durante 400 años y ahora se nos ha estrellado. Y por eso creo que el video del 25 de mayo es tan importante porque en un video de 8 minutos ves una imagen de 400 años de persecución de blancos pobres, indígenas, mujeres y negros por parte de los blancos que se sienten superiores. Y ves lo enfermizo que es eso. Es realmente enfermizo.

Así que no estoy particularmente desesperanzado ni estoy esperanzado. Ni optimista ni pesimista. Creo que la realidad es que el sistema ya no va a funcionar y la pregunta es, ¿habrá suficiente movimiento revolucionario para crear el espacio para recrear algo diferente como una socialdemocracia comprometida a producir para las necesidades del pueblo? Y eso podría ser de naturaleza biorregional, especialmente cuando la catástrofe climática se vuelve más intensa.

En otras palabras, las áreas que serán más habitables serán las áreas donde haya una temperatura soportable y que tenga suficiente humedad. Y eso va a ser más limitado a medida que pasen los próximos cinco, diez años. Pero habrá lugares habitables y esas son las áreas que podrían crear o recrear el modelo que originalmente destruimos cuando los eurocéntricos llegaron al Nuevo Mundo y destruyeron el estilo de vida indígena. Pero ahora está claro para la mayoría de la gente en los Estados Unidos que algo ha sucedido que no puede ser revertido.


TcS: Brian, dentro de unos días va a ser el 33 aniversario del terrible atentado contra tu vida que tuvo lugar cuando protestabas contra el envío de armamento a la guerra en Nicaragua. Sufrió heridas muy, muy graves y la gente se sorprendió de que sobreviviera...

Brian : Yo también...

TcS: Pero en todo ese tiempo usted ha seguido mostrando solidaridad con las víctimas del imperialismo del mundo entero, pero especialmente en Nicaragua. Usted siempre ha mantenido su fuerte apego y afecto y admiración por Nicaragua y su Revolución Sandinista, ¿podría hablar con la gente sobre por qué tú sientes así?

Brian: Mi propia revolución personal comenzó en abril de 1969 en Viet Nam. Fue entonces cuando tuve esa epifanía que realmente afectó a todo mi ser. Fue cuando descubrí que realmente yo tenía empatía y que no sabía mucho al respecto. Me estaba preparando para ir a estudiar derecho cuando me mandaron a hacer el servicio militar obligatorio y tuve que cumplir, pero luego iba a reanudar mi carrera de abogado. Así que algo sucedió en Vietnam que me hizo darme cuenta de que todas las personas están conectadas y me enamoré de la Revolución Vietnamita. Ni me di cuenta de que lo de Vietnam era una revolución hasta que tuve mi epifanía. "Oh, se trata de una revolución y estoy del lado equivocado. Soy un invasor".

Así que eso me despertó en general a las condiciones del mundo. Y en 1986 tuve mi primera oportunidad de venir al llamado Tercer Mundo, a excepción de Vietnam, cuando conseguí una beca para estudiar español en la Escuela Nica de Estelí. Así que vine a Nicaragua en 1986 y pasé dos meses en Estelí estudiando español aunque no lo aprendí muy bien. Y me llevó esta revolución de la que había estado leyendo. Viví con dos familias en esos dos meses, observándolos en su campaña de alfabetización, como estudiaron todas las noches leyendo y escribiendo en una pizarra, ambas familias con niños estudiando diligentemente cada momento libre que tenían.

Y sabiendo que Estados Unidos estaba tratando de destruir la revolución, me comprometí más todavía no sólo a apoyar una revolución popular que mejora las vidas de la gente, sino a trabajar en contra de las políticas de mi propio país que destruían las aspiraciones de la gente simplemente porque no están dispuestos a besarle el culo al Tío Sam de la manera en que el Tío Sam quiere que vivan y que sobrevivan económicamente conforme con las reglas de los Estados Unidos. Y yo había aprendido eso de los vietnamitas y también había estado en El Salvador con las guerrillas, el mismo tipo de lucha siempre contra siglos de opresión.

Y yo sabía cuánto dinero los Estados Unidos estaba dando a El Salvador cada día y sabía cuánto dinero los Estados Unidos estaba dando a los Contras cada día porque yo estaba siguiendo las noticias, yo estaba siguiéndolas. Tenía muchas carpetas de notas y artículos. Y estaba siguiendo lo que estaba pasando en Guatemala. Luego en 1994 fui a Chiapas después del levantamiento en Chiapas después del TLCAN. Y ya había ido a la Franja de Gaza y a Cisjordania. Había estado en Irak después de los bombardeos.

Había estado en Haití antes de que Aristide fuera derrocado la primera vez. De hecho, llegué a Bagdad después de haber estado en Haití para leer el titular en el único periódico en inglés en Bagdad, llamado el Baghdad Observer: "Aristide derrocado en un golpe de estado", y pensé: "Fijáte que no puedo ir a ningún sitio sin que me recuerden que los Estados Unidos se están metiendo con todo el mundo". Y así, de alguna manera, mi motivación es que no puedo soportar el sufrimiento. Es mi sufrimiento.

Todavía oigo en mi memoria las aldeas de Vietnam cuando las abandonábamos después de bombardearlas; todavía oigo los gemidos de la gente que todavía no estaba muerta. Algunas noches me despierto llorando, escuchando ese gemido. Y los dejamos morir sin ningún tipo de atención médica. ¿Qué clase de ser humano participa en esa clase de comportamiento? Así que sabes que realmente requería que me mirara a mí mismo y me diera cuenta de que mi identidad blanca era una discapacidad. Porque lo había interiorizado como la mayoría de nosotros. Era nuestra vida. Tuvimos suerte. Éramos blancos. Hombres blancos. Ni siquiera tuvimos que trabajar duro para conseguir algo.

Y eso significaba que no podía pensar críticamente ni ver lo que realmente estaba pasando. Y eso es lo que me pasó a mí. Por eso me puse la pistola en la cabeza en Vietnam. Pensé: "Oh Dios mío. Soy un fraude. Soy como un robot ideológico". Así que Nicaragua fue una verdadera revolución cuando llegué aquí y mi país estaba tratando de destruirla. ¿Y voy a apoyar la destrucción de una revolución? ¿O voy a apoyar la revolución? Es una especie de pregunta tonta, una vez que has tenido ese despertar. No esperaba vivir tanto tiempo. Pero aquí estoy hablando de ello.


TcS: Su apoyo ha sido muy importante, sobre todo en los últimos dos, tres años en lo que ha sido un momento muy difícil para Nicaragua con tantas falsedades difundidas sobre lo que está pasando en el país. ¿Usted cree que esa epifanía que tuvo hace tantos años...

Brian: Abril de 1969

TcS: ...ha hecho posible que a usted ya no crees todas las falsedades que se han puesto...

Brian: Oh sí... todo lo que veo son falsedades. Luego estudié historia y aprendí que Estados Unidos está construido sobre falsedades. Es toda una historia falsa la que aprendemos. Así que todo lo que aprendemos en el Occidente y ciertamente en Estados Unidos no es cierto. Así que tenemos que seguir diciendo mentiras para seguir ocultando la mentira original, para poder sentirnos bien. Así que ahora sabía que todo era mentira y no he tomado LSD y no he tomado drogas. Fue una experiencia cruda, cruda, en la que estuve justo en medio y como dijo mi hermano, tal como lo puse en su obituario, después de que mis padres murieron (que eran muy derechistas), uno de nuestros buenos amigos nos dijo a mi hermano y a mí "¿cómo salieron ustedes dos de esos dos padres?" Y mi hermano de inmediato, de mi parte no tenía nada que decir en particular, pero mi hermano de inmediato dijo "descubrimos que teníamos un cerebro!"

Oh ok... tal vez sea cierto... Pero también descubrimos que teníamos un corazón y mi hermano me dijo más tarde que la razón por la que era tan anti-racista es que en tercer grado había una chica negra en su clase. Esto fue en Ginebra, Nueva York. Y la maestra, que era nuestra vecina de al lado, llamó a la chica negra a la clase para que hiciera algo en el pizarrón y ella no lo hizo bien y la maestra la golpeó con una vara de medir. Y mi hermano nunca lo olvidó. Él hablaba de ello, decía, "desde ese momento, supe que algo estaba muy mal en cómo nos entrenan, cómo nos educan".

Era nueve años y medio mayor que yo, así que me abrió el camino para que me separara de nuestros padres, que eran muy estrictos, reaccionarios, republicanos, realmente racistas. Así que mi hermano, que murió el domingo pasado, había llegado a su tiempo. Pero saber que no está aquí ha sido muy duro para mí, darme cuenta de que ya no es alguien a quien puedo tocar. Esto le pasa a todo el mundo, lo sé, todo el tiempo, pero he tenido mucha muerte en mi vida y nunca la he sentido como con mi hermano.  Durante 79 años he sido su hermano menor.


TcS: Brian, ¿crees que es justo decir que tu comprensión y lo que has llegado a saber y aprender sobre la manera en que la revolución nicaragüense se ha enfocado realmente y de verdad - a pesar de los inevitables desaciertos - pero su enfoque ha sido en mejorar las vidas de su mayoría empobrecida. ¿Diría usted que saber eso y experimentarlo en sus diferentes fases durante los últimos 30 o 40 años ha sido una fuente de fuerza moral para usted en términos de confirmar sus sentimientos sobre su epifanía y sus sentimientos sobre su hermano y lo que su hermano pensaba que era correcto. ¿Hay alguna correlación entre lo que sabe sobre Nicaragua y todo esto de que ha estado hablando?

Brian: Bueno, a lo largo de los años 80, al menos después de haber venido a Nicaragua después de 1986, '87, '88, '90, cada vez que tenía la oportunidad de hablar aquí y en los Estados Unidos yo decía "la Revolución Nicaragüense es tan importante para el pueblo de los Estados Unidos como para los nicaragüenses" porque necesitamos una revolución. Nosotros, los Estados Unidos. Podemos... Ves, nunca hemos tenido una verdadera revolución. No hemos tenido la primera todavía. Puede que la tengamos ahora. O puede que nos extingamos.

Pero sí, experimentar una verdadera revolución con todos los desaciertos pero con un esfuerzo, un serio esfuerzo de verdad para llevar la salud y la educación y la alfabetización a los campesinos, quiero decir, ¿qué hay más revolucionario que eso? Sólo llevar algunos tipos de ayuda y apoyo muy tangibles a la gente que de otra manera sólo sería olvidada. Olvidados como los indígenas de los Estados Unidos que están totalmente olvidados. Están peor que los negros en términos de sus condiciones. 80% de desempleo. 70% de alcoholismo. Y eran sus tierras...

Es como si estuviéramos tan contaminados con nuestra violencia y nuestras mentiras que realmente se requiere una revolución para romper esa mentalidad, al igual que la Revolución Sandinista rompió la mentalidad y las políticas de Somoza. Tiene que haber una ruptura en el proceso de pensamiento de la gente y para mí eso ocurrió en Vietnam. Le pasó a muchos veteranos, no a la mayoría de ellos pero a algunos y creo que el video del 25 de mayo fue el comienzo, junto con el virus, junto con Trump... se acabó. La luna de miel ha terminado. El excepcionalismo blanco, la identidad falsa se acabó.

Puede llevar a una guerra civil, porque los hombres blancos están armados hasta los dientes y quieren defender su falsa identidad. Porque sé que en Vietnam cuando me di cuenta de que tenía una identidad falsa, estaba pensando en suicidarme... quiero decir, ¿perder tu identidad? Como un hombre de 27 años o 30 años o 16 o 15 años... es una cosa difícil de experimentar. Quiero decir... ¿todo lo que me han enseñado son tonterías? ¡Qué! ¿Quiere decir que mi sacerdote me está mintiendo? ¿Mi profesor me está mintiendo? ¿Mis padres me están mintiendo? ¿Mis libros escolares me están mintiendo? ¿Cómo puede ser eso?

Y aún así, toda la historia que aprendemos sobre los Estados Unidos es falsa. Ese es el libro que estoy escribiendo ahora. La historia falsa de los Estados Unidos. Y nos ha dañado completamente. No podemos ver con claridad. No podemos relacionarnos con la gente de ninguna manera porque tiene que ser nuestra manera o nada. Y nos ha cegado, así que me alegro de tener 79 años. No tengo ni idea de lo que va a pasar excepto que sé que no va a haber ninguna vuelta a la normalidad y eso es bueno. Porque la normalidad en los Estados Unidos era horrible.

Vídeo entrevista...

http://www.tortillaconsal.com/tortilla/node/10121

Top