¿Que hay trás el misil hipersónico chino?


EDITORIAL DEL DIARIO CHINO “GLOBAL TIMES”

El Financial Times (FT) informó el sábado recién pasado que «el ejército chino lanzó un cohete que llevaba un vehículo hipersónico con capacidad nuclear”; según el FT, el misil chino «voló en una órbita baja» y tiene capacidad para “negar” los sistemas de defensa antimisiles estadounidenses, que están diseñados para apuntar a las trayectorias parabólicas fijas propias de los misil balísticos. El progreso del ejército chino «tomó por sorpresa a la inteligencia estadounidense», explicó el periódico.

En general, Estados Unidos tiene capacidad para monitorear los lanzamientos de misiles, pero sí hay que creer al Financial Times, significa que China tiene una nueva pieza clave para su sistema de disuasión nuclear, lo que supone un golpe a la supuesta superioridad estratégica de los estadounidenses.

Según el diario financiero británico, la Academia China de Tecnología de Cohetería anunció los lanzamientos números 77 y 79, pero no anunció un número 78. El informe cree que el lanzamiento 78 “se hizo en secreto» porque “los chinos están probando su capacidad espacial para llevar un nuevo tipo de misil hipersónico”. El misil, según el FT, erró en apenas 30 kilómetros en su objetivo original, y de esta manera “la prueba demostró que China ha logrado un progreso asombroso en armas hipersónicas».

No tiene sentido discutir la credibilidad del informe del Financial Times. Pero es importante señalar que China está reduciendo rápidamente todas las brechas con los EEUU.

No tiene sentido discutir la credibilidad del informe del Financial Times. Pero es importante señalar que China está reduciendo rápidamente todas las brechas con los EEUU. Con sus actuales capacidades economicas y tecnologicas China ha avanzado en desarrollos militares claves, pero no necesita participar en una «carrera armamentista»; China es capaz de debilitar las ventajas relativas de Estados Unidos con un poder militar propio.

Ahora, si comparamos objetivamente la potencia militar de China y de Estados Unidos debemos considerar lo siguiente: EEUU, en general, mantendrá su ventaja militar porque su fuerza aérea y marina son superiores y su despliegue y capacidad de proyección global probablemente se mantendrá inalterable. Por su parte, China no pretende desafiar globalmente la posición dominante de EEUU en la esfera militar.

Los Estados Unidos no deberían preocuparse por perder su hegemonía en el campo de las fuerzas armadas. Sin embargo esta potencia debe ser realista: gracias a su proximidad geográfica es inevitable que China tenga una importante ventaja sobre la fuerza militar estadounidense en el Estrecho de Taiwán y el Mar de China Meridional.

La sociedad china tiene grandes expectativas al respecto y, tiene una fuerte determinación para llevar a cabo el proyecto de una sola China. La superioridad militar convencional de Estados Unidos en todo el mundo no se traduce en una garantía de superioridad en la región.

Los mandatarios estadounidenses parecen estar muy preocupado por el desarrollo nuclear de China. Pero, se equivocan. Nuestro país no tiene planes de construir una fuerza nuclear del mismo tamaño que la de Estados Unidos.

En otras palabras, China no tiene intención de iniciar una «carrera de armamentismo nuclear». Pero, igualmente está mejorando la calidad de su programa de disuasión nuclear como una manera de garantizar que EEUU prescinda por completo del chantaje nuclear y utilice sus fuerzas nucleares para compensar su debilidad en el área cercana a nuestro territorio.

La mayor capacidad de penetración de los misiles chinos se está acelerando con una gran variedad de nuevos desarrollos. Estos progresos garantizan que las fuerzas nucleares estadounidenses no se utilicen como herramienta para resolver los problemas regionales. Esta política está destinada a asegurar que el daño, si lo hubiera, sería limitado y que la región no se vería en medio de una colisión letal entre las principales potencias.

Estados Unidos publica constantemente rumores sobre que la República Popular China estaría fortaleciendo sus instrumentos estratégicos nucleares. Hay que desmentir esta campaña porque está destinada exclusivamente a aumentar, aún más, el gasto militar. Quizás, deberíamos señalar que no importa cuánto aumente el gasto militar de EEUU y cuánto equipo nuevo adquiera, hoy ya es imposible que Estados Unidos continúe disfrutando de una superioridad militar en las áreas costeras de China. Washington debe ser realista y repensar su enfoque hacia la China continental.

El futuro equilibrio estratégico entre China y Estados Unidos no puede lograrse llevando a cabo una desenfrenada carrera armamentista. Las dos partes necesitan reconstruir una cierta confianza mutua de carácter estratégico, esta es la clave para conformar una zona de seguridad entre China y Estados Unidos.

¿Acaso, las grandes potencias con diferentes sistemas políticos no pueden cooperar entre sí para lograr un resultado en el que todo el mundo gane? ¿Debe una potencia abrumar militarmente a otra potencia? Creemos que no.

Y aunque China y Estados Unidos se preparen para lo peor, no debemos rendirnos ni ahora ni mañana para mantener una coexistencia estable. Ambas partes deben explorar un marco político y de seguridad que respete los intereses a largo plazo de nuestros países. Nunca debemos ceder en la defensa de la paz, es nuestro deber permanente.


    Fuente(s):
  • https://observatoriocrisis.com/2021/10/18/que-hay-tras-el-misil-hipersonico-chino/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *